Posts

No Permite Ser Defraudado Bajo La Ley Del Tiempo

Las leyes de inmigración pueden parecer directas pero pueden realmente ser muy complicadas, y muchos inmigrantes pierden su oportunidad de obtener una vida mejor para sí mismos y sus familias cuando les hacen creer que las leyes son más simples de lo que realmente son. A menudo, esto se convierte en una pesadilla para muchos inmigrantes.

Uno de los mejores ejemplos es la ley infame “del tiempo” en cual un notario o consultante de inmigración sin escrúpulos le dice a una persona indocumentada que puede obtener un permiso de trabajo por haber estado presente en los EE.UU. por mas de diez (10) años. Mientras que si es verdad que el permiso de trabajo se puede obtener a través de una disposición especial en la ley, a menudo nunca le explican que este proceso expone al inmigrante a un proceso de deportación.

La tal “ley del tiempo” en actualidad es la ley de “cancelación de deportación.” Esta ley
esta disponible para personas que están en proceso de deportación y pueden comprobar
que han estado en los EE.UU. mas de diez (10) años (antes de llegar a corte); que son
personas de carácter bueno moral; y que un pariente immediate (esposo, hijo o padre) va
a sufrir un daño excepcional si la persona es deportada. Lo más difícil de comprobar es el tal daño excepcional: por ejemplo, La Barra de Apelación de Inmigración (BIA) a dicho que para comprobar un daño excepcional a un hijo, dicho hijo tiene que tener una condición medica, o estar en clases especiales en la escuela.

Los notarios y consultantes que defraudan a la comunidad no les explican que los están entregando a un proceso de deportación para aplicar por la ley de cancelación de deportación. Bajo esta ley, los jueces de inmigración solamente pueden otorgar 4,000 visas por ano en todos los EE.UU. para casos de cancelación de deportación. Para darles una idea de lo difícil que es obtener su residencia por esta ley, desde el 1997 que se implemento la ley cancelación de deportación, no han otorgado las 4,000 visas.

No deje que nadie los entregue a un proceso de deportación. Si usted ya se encuentra en esta situación y esta en un proceso de deportación, es muy importante que su caso sea bien preparado y profesionalmente presentado al juez. Recuerde que un notario o consultante no puede representarlo frente a un juez, y que usted tiene derecho a un abogado competente no ha un abogado de pasillo que solamente lo encuentra fuera de la corte.

Si todavía no están bajo este proceso y están investigando si califican o no para algunos beneficios de inmigración, ejercen sus derechos y hagan muchas preguntas. Si parece demasiado bueno para ser verdad, seguro que no lo es.